El HECA fue el efector con más donaciones de órganos del país

Tras la sanción e implementación de Ley Justina, se incrementaron en todo el país los casos de donación de órganos. En el mes de mayo hubo casi 90 procesos registrados, siendo el Hospital de Emergencias Dr. Clemente Álvarez (HECA) el efecto donde más casos hubo.

El dato fue informado por el Ministerio de Salud provincial y la Secretaría de Salud Pública de Rosario, a través del Centro Único de Donación, Ablación e Implante de Órganos (CUDAIO). A nivel nacional fueron 89 donaciones, de los cuales 11 tuvieron lugar en la provincia de Santa Fe.

El HECA fue el efector con más procesos efectuados en todo el territorio nacional al contabilizar seis casos. Además, hubo dos donantes en el Hospital Cullen de la ciudad de Santa Fe, y los hospitales Centenario de Rosario, Dr. Jaime Ferré de Rafaela y Eva Perón de Granadero Baigorria tuvieron uno cada uno.

También se destacaron las ocho donaciones de tejidos que se realizaron durante mayo, las cuales se produjeron en el HECA y en los sanatorios Garay, el del Diagnóstico y la Clínica de Nefrología de la capital provincial.

“A partir de estos resultados, nuevamente el HECA demuestra el compromiso de trabajo en la emergencia. En este marco aprovechamos para felicitar a los equipos que junto a toda la Red de Salud municipal y provincial no solo garantizan, cuidan y acompañan, sino también ayudan mediante un gran trabajo que realizan en cuanto a los procesos de donación y de procuración”, manifestó el secretario de Salud Pública de Rosario, Leonardo Caruana.

Por su parte, el director de CUDAIO, Martín Cuestas, explicó que la calidad de los procesos se refleja en los órganos para trasplantes de mayor complejidad, como pulmones, páncreas, corazón. En este aspecto, Santa Fe fue la provincia que más implantes posibilitó con estas características. En mayo, de donantes santafesinos se derivaron cinco trasplantes cardíacos, dos pulmonares, dos pancreáticos y tres de renopáncreas. Por la escasez y urgencia de estas intervenciones, tienen prioridad los receptores con salud más delicada, en cualquier parte del país.