La provincia autorizó las obras privadas en el Gran Rosario

El gobernador Omar Perotti dispuso, mediante el decreto N° 389, exceptuar del aislamiento social, preventivo y obligatoria a la construcción privada en los aglomerados Gran Santa Fe y Gran Rosario, que deberán cumplir los protocolos sanitarios establecidos ante la pandemia de Covid-19.

Las obras deberán funcionar con no más de cinco trabajadores, profesionales o contratistas, de distintos oficios, desarrollando tareas simultáneamente en el lugar; siempre que los trabajos no impliquen ingresar a viviendas con residentes, locales o establecimientos en funcionamiento.

El Ministerio de Salud deberá realizará el monitoreo sanitario y podrá solicitar la suspensión total o parcial con carácter preventivo, de la excepción, cuando la evolución de la situación epidemiológica lo aconseje.

Los trabajadores deberán tramitar el Certificado Único Habilitante para Circulación – Covid-19.

La autorización se otorga luego de que el gobierno de la provincia de Santa Fe solicitara a la Jefatura de Gabinete del Gobierno Nacional exceptuar a la actividad, en los aglomerados de más de 500 mil habitantes, del cumplimiento del aislamiento social, preventivo y obligatorio.